15 de agosto de 2020

Verde candil, libre y feliz

TEXTO Y FOTOGRAFÍA PABLO RUSSO

.

.

Llevo en los pies, mil pasos que quieren marchar sin más perder

Llevo en las manos, la sangre de tantas hermanas ausentes

Tengo en la boca un beso con gusto a manzana, roja la piel

Voy a cantar, por verte salir, llevando un pañuelo, verde candil.

 

Hace unos días en Casa Hiedra, un rincón original de Oro Verde en el que cada tanto ocurren encuentro musicales de ambientes íntimos, el cuarteto Flores de la Noche (Silvia Salomone, Alfonso Bekes, Luis Medina y Patrica Hein) interpretó un tema que no está grabado en su disco homónimo. Se trata de «Verde candil», en el que la «Rusa», con su maravillosa voz, entona dos estrofas contundentes. 170 Escalones conversó con la autora sobre los motivos que la inspiraron y sobre el proceso creativo con el que, desde lo artístico, acompaña y toma partido en una discusión colectiva.

 

 

¿Cuándo compusiste «Verde candil»?

En la noche en que se estaba debatiendo en el Senado Nacional la ley del aborto legal, seguro y gratuito. La melodía ya la tenía, solo me faltaba un contenido así fundamental como para crear la letra. Ese fue el disparador.

 

¿Cómo surge el tema?

El tema surge de una necesidad de acompañar, básicamente. De formar parte. Yo estaba en Oro Verde en ese momento, viendo por televisión tanto lo que pasaba adentro como afuera. Lo que pasaba afuera era que había miles y miles de mujeres soportando una noche de mucho frío, de lluvia. Esto fue como un modo de estar presente, de sumar la energía y la fuerza que hace falta para que esta lucha se consiga. Eso fue: querer formar parte desde donde estaba, fue como mi aporte, mi granito de arena a la fuerza de todas esas mujeres que estaban ahí y en todos lados; porque faltábamos, no estábamos todas. Sumar a la fuerza de todas.

 

¿De quién es la composición, cómo la trabajaron?

Verde candil es una composición mía. Alfonso Bekes, que es mi compañero de ruta en mis canciones, obviamente le puso su magia musical en esa especie de introducción que él creo. La búsqueda de los acordes, de los colores armónicos, los hizo él. Como casi siempre, le muestro las canciones muy peladas, recién concebidas, y él le termina de dar ese toque mágico que es como está sonando ahora.

 

 

¿Cómo se trabaja (cómo lo hacés vos) desde lo artístico y lo poético con asuntos de la realidad social y política?

Siento que la realidad social y política me atraviesa. A veces ese atravesamiento no tiene necesariamente que ver con conocerme los nombres de todas las personas que están en el poder o los intríngulis, de hecho no me entero de un montón de cosas porque capaz no me quiero enterar. Hay quienes siguen en los medios de información toda clase de noticia, y estamos quienes resonamos con el impacto en lo subjetivo de esas noticias en la población. Entonces, lo que  a mí me sucede es que hay una temática que por algún tipo de cercanía o de alguna persona o experiencia me genera un movimiento que me lleva a escribir. Primero a escribir una letra y luego querer transformarla en canción para poder compartirla. Porque ese es mi modo de expresión, yo canto y tengo la posibilidad de grabar esas canciones y mostrarla en un nivel más cercano, en principio, y después, por esas cosas de la vida, se comparten y reproducen. Pero lo primero es una emoción desde la problematización de ese asunto social y político; y también es una especie de crítica, es tomar una postura, es resonar con lo que le está pasando a un montón de otra gente con ese asunto en común o en particular.

 

¿Qué pasa cuando interpretan el tema, qué repercusiones tiene?

Lo hemos tocado a dúo con Alfonso y con el cuarteto Flores de la noche en los recitales que van surgiendo para el grupo. Las repercusiones son muy lindas, lo que llega de quienes lo van escuchando es de emoción, de identificación, de apropiación un poco también porque me lo han pedido algunas personas para poder cantarla. Así que lo que devuelve es eso, que es de lo que nació también: mucho amor, emoción y muchas ganas de cantar.

 

¿Cómo quisieras o pensás que se va a escuchar esta canción dentro de algunos años?

Yo le deseo el mejor de los viajes. Si una canción logra trascender-me, si es que toca una fibra de la gente, creo que es lo más digno que nos puede pasar a los compositores: haber podido canalizar un pulso social, ser portavoz de un pedacito de la historia.

 

¿Qué es Flores de la noche?

Flores de la noche es un cuarteto integrado por Alfonso Bekes en guitarra y voces; Luis Medina en guitarras (clásica, guitarra piccolo y guitarrón), Patrica Hein en violenchelo y yo cantando y haciendo percu. Tenemos casi un año de formación como cuarteto. Con Luis y Alfonso tocamos mucho tiempo conformando el grupo de Carlos Aguirre, como que la afinidad musical y la amistad data ya de muchos años. A Patricia la conozco mediante Alfonso, porque cuando estábamos grabando “Flores de la noche” invitamos a quienes nos han acompañado en estos años, Luis Medina fue uno de ellos y Alfon acercó a Patricia a grabar unos cellos en nuestro disco, que es del dúo. Después, cada vez que podíamos salir a tocar y estaban las posibilidades técnicas y económicas, los convocábamos a ellos dos para tocar los cuatro. En un momento dijimos “larguémonos con esta formación”, porque siempre era un placer, era algo lindo lo que se armaba, era mucho entendimiento musical y afectivo. Entonces, nos largamos a presentarnos como cuarteto y armar un repertorio más amplio para sostener un recital entero como cuarteto. De hecho, a Pato todavía estamos escribiéndole partes para que tenga mayor participación y esté en todas las canciones del repertorio. Nos une una misma búsqueda estética en la música, cuestiones humanas, de principios, de valores, de respeto, de humor también porque por suerte nos reímos bastante. Es muy lindo cuando estamos junto los cuatro porque en el trabajo también surge el chiste, la broma y el poder compartir cosas de la vida de cada uno.

 

 

 

 

.

.

.

Compartir Compartir en Facebook Compartir en Twitter Compartir en Whatsapp
Comentarios (0)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *