3 de diciembre de 2020

Mano alzada ∝ 14

.

Cualquier excusa es válida, aunque llama la atención cómo estando en cuarentena esta persona con poca predisposición a la higiene diaria pudo dejar su impronta en esta garita del transporte urbano de pasajeros sobre calle Laprida, en la vereda de la Plaza Alvear. De todas maneras, tómese nota de las formas en las que el contexto social mundial se mete entre las prácticas cotidianas habituales, como la de bañarse o la de andar usando diferentes superficies públicas de soporte comunicativo.

.

.

.

Compartir Compartir en Facebook Compartir en Twitter Compartir en Whatsapp
Comentarios (0)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *